La crema de calabaza definitiva

Es posible que la cita de la tortilla de patatas que comentábamos hace unos meses fuese todo un éxito. Nos alegramos por tí. Supongamos esta vez que viene un conocido a casa, ese amigo que lleva unos días arrastrando una medio gripe y está que ni fú ni fa. Quieres ayudar a tu amigo, le vas a preparar la crema de calabaza definitiva. El invierno es el momento para cuidar las amistades, para ser lo más hospitalario posible con aquellos que se dejan caer por nuestra madriguera, una crema de calabaza es un plato barato, rápido, fácil de elaborar y que desencaja a quienes por un momento saborean de nuevo su infancia. El atrezzo de esta receta es muy importante.

Vamos con ella.

Receta de la crema de calabaza

Ingredientes para la crema de calabaza

  • Calabaza:

    Claro. Pilla la mitad de una calabaza de esas alargadas. En el mercado ese al que siempre quieres entrar seguro que hay calabazas. Hay otras alternativas en el mercado… Compra media calabaza.

  • Patata:

    No pasa nada si no la pones pero la patata es espesante natural y le da textura. La propia calabaza tiene mucha agua y si no le echas la patata puedes hacer una crema demasiado líquida. Como veas.

  • Puerro:

    Le da sabor. Más que la cebolla.

  • Otros:

    Acompañaremos esta crema con un poco de enjundia para que nuestro amigo se quede como nuevo. Coge un taco de baicon (100 gr.) y pan duro para hacer picatostes. A escondidas media guindilla cayena, es descongestiva. Y a modo off the record yo le pongo dos zanahorias, la diferencia de color es notable entre la que lleva zanahoria y la que no.

Utensilios:

  • Cuchillo, batidora, pelapatatas y espátula de madera.

  • Sartén

  • Olla exprés

Tiempo de elaboración: 25 minutos.

Ingredientes crema de calabaza

Manipular la calabaza

Hay productos en el mercado que están totalmente subestimados. Uno de ellos es la calabaza. Un extra de vitamina C para el cuerpo en un formato que permite casi cualquier elaboración. Acompaña con un dulzor particular cada receta donde está presente y se convierte en el ingrediente estrella del plato de hoy. La crema de calabaza es un elemento inmortal de la gastronomía patria y desde tiempos inmemoriales se ha transmitido de generación en generación. Más ecólogico que cagar en el campo.

Trocea la calabaza en partes iguales, para que se cuezan al mismo tiempo. Yo hago rodajas y luego les paso el pelapatatas para quitar la piel. La calabaza es una verdura que no se trocea fácil, en cualquier momento te rebanas un dedo así que ya sabes, paciencia y cuidado.

Pelar la calabaza

Puerro, patata, calabaza, zanahoria, cayena, agua y sal. Punto.

La creatividad es un recurso indispensable en la gastronomía y en general en la vida, pero una mala consejera en la crema de calabaza. Algunas veces he echado pimiento o más patata de la debida y casi siempre me he equivocado. No todo encaja con la calabaza aunque la calabaza encaje con casi todo. En el caso de la crema de calabaza te aconsejo ser justo en las proporciones y sencillo en los ingredientes. En cualquier caso, si sabes una fórmula definitiva que maride bien, déjala en los comentarios. Aquí meteremos lo justo, nada más, nada menos.

El puerro, la patata, la calabaza, las zanahorias y la media cayena antigripal se dejan en la olla con el aceite unos 7 minutos, cuando hayas visto que están hablando, que se entienden, vierte un vaso marca Duralex con agua del grifo. ¿Tiene que ser de Duralex? Sí, lo siento. No puede ser de los de Nocilla y por supuesto no debe ser de Ikea. ¿Cómo puede ser que no tengas un vaso de Duralex en casa? Vete al chino antes de seguir leyendo.

aceite para freir los ingredientes

La olla exprés

¡Juego de presiones en las cocinas del barrio! ¡Abuelas y madres llevándose las manos a la cabeza! Sea cual sea tu olla exprés ten a mano el manual de instrucciones. Dicho esto, cierralá como sólo tu sabes y dile a tu amigo que no se preocupe por ese catarro que tienes la receta definitiva. Son 18 minutos, a fuego fuerte. Haz algo nemotécnico para acordarte.

Con la atención en esa olla que tiene un pistón por algo, trocea el taco de beicon y el pan para freírlos en una sartén aparte. Es mejor con mucho aceite, poco tiempo pero mucho aceite. Estás haciendo picatostes, que se note. Dados comestibles. Sácalos 5 minutos después a un recipiente con papel de cocina. Si guardan mucho aceite se perderá el sabor de las verduras, ostias… ¡Las verduras!

olla exprés

Batidora FM retransmitiendo desde el tercero.

La batidora es el taladro de la cocina. Ese zumbido penetrante te servirá para hacer añicos lo que quede de las verduras una vez termines con la olla y convertirlo en una crema.

batidora

De sabor, si los productos son buenos, te habrá salido bien. Si la batidora es buena no hará falta que pringues otros utensilios y atención, si crees que está espesa, puedes añadirle algo de nata si eres hipster o un poco de agua si eres de La Prospe. En cualquier caso, recuerda que las cremas tradicionales son un poco espesas.
Más o menos así es cómo me sale.

crema de calabaza emplatada

¿Por qué la foto del plato es mucho más naranja que la de la batidora? Gracias por esa pregunta. La emplatada lleva dos zanahorias y la media cayena y la de la batidora no. Me vengo arriba y hago dos, en vez de una.

La crema de calabaza se puede tomar tanto caliente como fría. A nuestro amigo se la daremos caliente, con los picatostes, el baicon y con un buen vaso de agua, Duralex, claro.

Ah, y recuerden, pongánle…

vaso Duralex

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *